include_once("common_lab_header.php");
Excerpt for Inteligencia Emocional 2.0: Estrategias Para Conocer Y Aumentar Su Coeficiente - Resumen Del Libro De Travis Bradberry Y Jean Greaves by , available in its entirety at Smashwords

RESUMEN DE



INTELIGENCIA EMOCIONAL 2.0



ESTRATEGIAS PARA CONOCER Y AUMENTAR SU COEFICIENTE





DE TRAVIS BRADBERRY Y JEAN GREAVES







RESUMEN ESCRITO POR:

SAPIENS EDITORIAL



CONTENIDO




INTRODUCCIÓN



EQ

Los Puntajes Y Modelos Actuales De EQ

La Competencia En La Inteligencia Emocional

Qué Es La Conciencia Social

La Construcción De Una Conciencia Social

Tres Elementos Clave De La Conciencia Social

Gestionar Las Relaciones Personales

¿Cuál Es Tu Nivel De EQ?



NOTAS FINALES

PUNTOS CLAVE



ACERCA DE LOS AUTORES DEL LIBRO ORIGINAL

ACERCA DE SAPIENS EDITORIAL



NOTA ACERCA DEL LIBRO

RESEÑAS / REVIEWS

NOTA LEGAL

DERECHOS DE AUTOR






INTRODUCCIÓN





Es indudable que la inteligencia emocional repercute de manera directa sobre el bienestar de la mente y el cuerpo, lo cual, a su vez, se refleja en el desempeño cotidiano de todas nuestras actividades. Es por ello que este libro trata sobre la conexión y la comprensión profunda dentro de nosotros mismos y en relación con los demás.



Ser una persona con inteligencia emocional implica dos partes: conocer y controlar las propias emociones, así como comprender las de los demás. La madurez suele confundirse con la ausencia de demostración de las emociones, pero ello está muy lejos de la verdad. De igual manera, ser presos de grandes emociones incontroladas tampoco nos acerca a la madurez o a la sabiduría. Por lo tanto, ambos polos nos colocan en una posición equivocada.



Este libro trata sobre qué es el coeficiente de inteligencia emocional (EQ), cuáles son sus alcances y qué maneras existen para mejorarlo. Así como se ha demostrado que las personas con un puntaje alto de IQ tienen carreras y vidas personales exitosas, aquellos con un EQ elevado son también felices, saludables y están en paz consigo mismos y con los otros a su alrededor. Los consejos que aquí se exploran le ayudarán al lector a alcanzar la inteligencia emocional apropiada para todos los ámbitos de su vida.



El estrés que se vive en la actualidad es enorme, sobre todo en el entorno laboral. Para sobrevivir al ritmo ajetreado del día a día, es necesario que nos convirtamos en expertos administrándonos a nosotros mismos y a las personas que están bajo nuestro cargo. En efecto, no se trata únicamente de maximizar nuestro potencial emocional, sino que también hay que ser capaces de dotar a otras personas de habilidades para que fortalezcan su propia gestión de las emociones. La base está en qué tan inteligentes son las interacciones que llevamos con otros, ya sean nuestros superiores, nuestros empleados o nuestros clientes.





EQ





La inteligencia emocional es, como ya se dijo, conocimiento de uno mismo y de los demás. Es la construcción de enlaces y el reconocimiento de los causantes de todo tipo de comportamiento. Además, es la utilización de ese conocimiento en beneficio de todos los involucrados, por lo que la EQ se puede modificar y adaptar.



Pocas personas poseen estrategias que les permitan tener un puntaje alto en EQ: no logran evaluar objetivamente sus estados de ánimo y mucho menos los de los demás, por lo que sus emociones toman las decisiones y deciden el comportamiento en lugar de la razón. Sobra decir que tampoco toman en cuenta los sentimientos de otros al momento de interactuar.



Por el contrario, las características de una persona con un buen nivel de inteligencia emocional son las siguientes:



Posee la capacidad para comprender sus propias emociones y para identificar sus causas.



Después de la comprensión, un EQ alto permite controlar las emociones y, por lo tanto, el comportamiento.



La persona con gran EQ evalúa correctamente cómo debe interactuar con los demás de acuerdo con las emociones que ha percibido en los otros.



Una manera muy eficiente de elevar el puntaje de EQ es rodearse de un grupo de personas con un excelente manejo de la inteligencia emocional para aprender de ellas. Sin importar el tipo de carácter que tengas, ya seas tímido o extrovertido, es fácil cambiar tu puntaje de EQ y monitorear tu avance por medio de exámenes y pruebas.



Todas las áreas de la vida se ven afectadas por las emociones y el manejo que hacemos de ellas: el hogar, el trabajo, la escuela, etc. En la actualidad, se ha creado una concientización acerca de ello y existe la necesidad de comprenderlo más profundamente para gestionar relaciones interpersonales efectivas.



La inteligencia lógica es un componente esencial de la madurez y la sabiduría, pero es insuficiente si no se le acompaña de la inteligencia emocional. Por ejemplo, un empleador se inclinará más por darle trabajo a una persona que sabe llevarse bien con sus compañeros de oficina que a otra con un gran currículum pero que carece de la habilidad de interactuar con inteligencia.



Los psicólogos creen que la inteligencia emocional es innata al ser humano y que puede entrenarse y medirse. Incluso se cree que, antes de nacer, la madre transmite emociones al bebé en los últimos meses de embarazo. Lo que sí es un hecho es que todos nacemos con EQ integrado, pero su alcance dependerá del desarrollo que se le dé en las distintas etapas de crecimiento personal, sobre todo en las que más se socializa. La capacidad de EQ más evidente desde la infancia es la de reconocer las distintas expresiones faciales de otros y relacionarlas a sus respectivos sentimientos. La empatía, por otro lado, es un nivel más refinado y complejo de EQ que quizá nunca aparezca en personas con trastornos psicológicos o en aquellos que nunca la aprendieron como un valor positivo.


Purchase this book or download sample versions for your ebook reader.
(Pages 1-5 show above.)